sábado, 1 de abril de 2017

Amantes de mis cuentos: Aries


Representación del carnero ariano


¡Ay, David! A sus treinta y tres años es apasionado, dinámico, temperamental, creativo e idealista. Menos mal que se enoja y perdona con la misma facilidad. Cansa al tener tanta energía. De tan aventurero agota y apetece quedarse en el sofá. Es un encanto, siempre listo para la acción.

Claudia le ha recomendado que lleve una vida más organizada, que piense en sus objetivos y en cómo lograrlos.

Le ha hecho caso. Y la ha llevado a conocer a su madre. La buena señora la ha mirado de arriba abajo frunciendo los labios, y le dijo con mucho amor a su hijo que, como no la había avisado, no tenía nada que obsequiarles para merendar.

-Mamá, te lo he dicho esta mañana en el desayuno.

-Mi cabeza, hijo, mi cabeza.

Claudia en un aparte, la tranquilizó:

-No creo que podamos llegar a ser amigas, a lo más seríamos aliadas. A fin de mes dejaré a su hijo, por otro.

-Me lo promete.


Horóscopo chino: Jabalí



© Marieta Alonso Más

No hay comentarios:

Publicar un comentario